Scroll Top
blog

Hoy os vamos a hablar de los beneficios de dos vehículos muy comunes en las obras, las minicargadoras y los dumpers.

Las minicargadoras son máquinas que se usan en construcción. Están formadas por un chasis rígido que cuenta con una cabina cubierta y desmontable donde se añade una cuchara frontal. 

Sus principales funciones es cargar, descargar y  transportar materiales. Se utilizan sobre todo en obras de superficie reducida o en las que no se necesita el uso de máquinas con más capacidad o tamaño y por ello, solemos verlas en construcciones ubicadas en ciudades. Su velocidad máxima es de 10km/h.

Las principales ventajas de las minicargadoras son:

  • La seguridad que aporta al individuo.
  • La alta visibilidad.
  • La facilidad a la hora de hacer maniobras.
  • La facilidad del traslado de la máquina.
  • Su gran capacidad de trabajo.
  • Su bajo coste de mantenimiento.
  • Su sencillez para llegar a zonas de difícil acceso.
  • Su versatilidad.
  • Su larga vida útil.

Como hemos comentado en publicaciones anteriores, los dumpers son uno de los vehículos más utilizados en trabajos extensos con elevados movimientos de tierra realizados en túneles, obras o canteras normalmente.

Los principales beneficios de los dumpers son:

  • Su resistencia y potencia en las obras.
  • Su gran poder de maniobra.
  • Su facilidad de transportar cargas en zonas irregulares.
  • Su gran capacidad de carga.
  • Su estabilidad.
  • Su sencillo uso y mantenimiento.

En Reveal Maquinaria os damos la opción de alquilar ambos modelos para vuestras obras, siempre con la mejor atención y asesoramiento profesional.

Dejar un comentario